lunes, 25 de enero de 2010

Indígenas denuncian que Sociedad Zoológica de Francfort pone en peligro vida de sus hermanos en aislamiento voluntario


Exigen además retiro definitivo de ong alemana de territorio de comunidad nativa. Expresan su preocupación por puesto de control 343, ubicado en la Reserva Territorial para Aislados de Madre de Dios, donde es frecuente el avistamiento y contacto con esta población nómade. Es importante saber que los aislados son especialmente vulnerables a enfermedades externas.
Una gripe puede acabar con la vida de muchos de ellos.

Los presidentes y delegados de veinticinco comunidades nativas y los dirigentes de organizaciones indígenas de Madre de Dios, reunidos en la comunidad nativa de Boca Inambari, el 16, 17 y 18 de enero de 2010, con motivo del XV Congreso Regional de la FENAMAD, demandaron el retiro inmediato de la ong alemana Sociedad Zoológica de Francfort (SZF) del ámbito del territorio de la comunidad nativa de Monte Salvado, según estipula así su estatuto.

Esta declaración se hizo en el marco del XV Congreso Regional de la FENAMAD, en la que los apus y jefes indígenas acordaron, de esta manera, a solicitud de la propia comunidad, respaldar el memorial firmado el 15 de noviembre del 2009, en asamblea extraordinaria realizada en Monte Salvado, en donde se emplaza a la SZF a desalojar su comunidad por estar ocasionando “fuerte divisionismo entre comuneros y comuneras”.

El pronunciamiento firmado el 18 de enero del 2010 por los congresistas, acogió el pedido de las bases de “hacer nuestra la petición de retiro definitivo y prohibición de ingreso a la ONG Sociedad Zoológica de Francfort, presentada por la comunidad nativa Monte Salvado, ante los conflictos familiares, acusaciones y estado de zozobra que viene generando en la comunidad”.

Esta petición está sustentada en el estatuto de Monte Salvado, que permite la expulsión de foráneos que alteren la tranquilidad interna de su comunidad. Asimismo, hacen saber al Gobierno del Perú, Embajada de Alemania en el Perú, Defensoría del Pueblo, Ministerio de Salud y a las financieras y donantes extranjeros a intervenir en la solución pacífica de este conflicto.


El Congreso o Asamblea General Ordinaria de la FENAMAD, que se lleva a cabo cada tres años, es la máxima instancia de gobierno indígena, tiene carácter deliberativo y resolutivo. En él se deciden los principales acuerdos y se consensúan las políticas que asumirá el Consejo Directivo al frente de la Federación.

Critican puesto de control en la línea 343

Durante el XV Congreso estatutario de la FENAMAD, se resolvió también: “Rechazar la intención de INDEPA y la Sociedad Zoológica de Francfort, de poner en funcionamiento el puesto de control ubicado en la línea 343, por la amenaza que representa para la integridad física y sociocultural de los pueblos indígenas en aislamiento, al estar localizado en una zona de desplazamiento y aprovechamiento de recursos naturales por esta población altamente vulnerable a enfermedades externas”.

También se pide que el Estado peruano establezca una zona de amortiguamiento en la franja colindante a la Reserva Territorial, por el este, ante la frecuencia con que se vienen dando avistamientos e inclusive enfrentamientos entre indígenas aislados y personas que transitan por estas zonas.

Que el Estado reconozca a la FENAMAD como interlocutor válido en la defensa de los derechos de los pueblos indígenas aislados en Madre de Dios, y que el mismo, a través de INDEPA, proceda al reconocimiento oficial de los guardaparques indígenas y del puesto de control de la FENAMAD en Monte Salvado. Desde este lugar se ejerce la vigilancia de la Reserva Territorial en resguardo de los pueblos indígenas en aislamiento voluntario de los ríos Alto Piedras, Tahuamanu, Acre y Yaco, desde el año 2005.

No hay comentarios:

Publicar un comentario