martes, 25 de agosto de 2009

En reunión de Diamante

Comunidades nativas de la Reserva Comunal Amarakaeri acuerdan defender "con la vida" territorio ancestral harakmbut ante ingreso de la Hunt Oil Company




Las diez comunidades nativas de la Reserva Comunal Amarakaeri rechazaron de manera unánime el ingreso de la compañía Hunt Oil Company a su territorio ancestral del pueblo Harakmbut, Yine y Matsigenka, en reunión realizada el pasado 20 de agosto en la comunidad de Diamante, en la provincia de Manu, región de Madre de Dios.



El acuerdo se conoció hoy, 25 de agosto, con la publicación del acta de Diamante, en donde se aprueba de manera conjunta entre los delegados de las diez comunidades nativas beneficiadas del área natural protegida, la jefatura de la Reserva Comunal Amarakaeri, el consejo directivo del Ejecutor del Contrato de Administración de la Reserva Comunal Amarakaeri, ECA-RCA, la Federación Nativa del Río Madre de Dios, FENAMAD, organización representativa de las comunidades indígenas de Madre de Dios, y comuneros y autoridades locales presentes en el acto.



El presidente del ECA-RCA, Adán Corisepa, de la etnia harakmbut, dijo que las comunidades están dispuestas a defender hasta con la vida el territorio en donde vivieron sus ancestros. “En ese lugar donde es hoy la Reserva Comunal Amarakaeri se encuentran las tumbas de nuestros antepasados, ahí fueron contactados los “amarakaeris” (nombre dado a los primeros harakmbuts). Tiene un gran valor cultural, histórico y geográfico. Estamos dispuestos a defenderlo con nuestras vidas”.



El lote 76 de exploración y explotación en la región de Madre de Dios, que fue adjudicado por el Estado en el mes de marzo del 2009 a la compañía Hunt Oil Company, con sede en Texas, Estados Unidos, se superpone casi en su totalidad sobre la Reserva Comunal Amarakaeri, y pone en peligro la Zona Cultural del Manu, dos áreas altamente vulnerables por las actividades extractivas de madereros y petroleros.



La Reserva Comunal Amarakaeri se encuentra hoy en riesgo por la entrada de la empresa Hunt Oil Company, empresa que ya ha iniciado el Estudio de Impacto Ambiental, el proyecto de Prospección Sísmica en áreas circundantes de la Reserva, y según algunos comuneros incluso ya está realizando trabajos al interior de su área de influencia sin el debido consentimiento de las comunidades.



La idea de establecer la Reserva Comunal Amarakaeri surgió como iniciativa de las comunidades Harakmbut en el Rimanacuy de Pucallpa de 1986, como una preocupación para asegurar sus tierras ancestrales: base fundamental de sus creencias, de su historia, así como para proteger a la fauna silvestre comestible y otros recursos esenciales para su supervivencia.



La reunión de Diamante sirvió además para acordar realizar acciones de monitoreo permanente en el área de la Reserva Comunal Amarakaeri por los indígenas, que están dispuestos a defenderlo con sus arcos y flechas, y llevar acciones de control para verificar que efectivamente la empresa Hunt Oil no esté en operaciones dentro de la superficie que tiene más de 400 mil hectáreas.



La FENAMAD indicó que realizará las acciones judiciales necesarias en contra de la empresa Hunt Oil para que paralice sus actividades de prospección sísmica y se retire definitivamente de la Reserva Comunal Amarakaeri, que se creó después de quince años de lucha de los pueblos indígenas de Madre de Dios.





Adán Corisepa, representante de las comunidades nativas beneficiarias de la Reserva Comunal Amarakaeri.






-- Edgard Sulca



Oficina de Comunicaciones FENAMAD



Móvil +51 01 999135802


Fijo +51 82 572499 (Madre de Dios)


RPM *525445